Principios inspiradores

 

La programación incluye programas que se ocupan principalmente de la catequesis, la Escritura, la teología y la relevancia de la Iglesia. Hay una catequesis en general, al alcance de todos, pero también una dedicada a los jóvenes, lecturas de la Biblia, los cursos de espiritualidad, liturgia, mariología, historia de la Iglesia, las biografías de los santos, la clarificación de la doctrina de Magisterio.

 

Cada día se dedica 8 horas de oración que van desde la recitación de las oraciones del buen cristiano (Padrenuestro, Avemaría, Gloria, Salve, Ángelus, Credo), además de oraciones recuperadas de la tradición popular.

 

Completan la programación programas de cultura y desarrollo humano que se abordan desde la perspectiva de la fe. Muchas emisiones están dedicados a la familia.